Punción Seca

Puncion secaLa punción seca se define como la técnica invasiva por la cual se introduce una aguja de acupuntura en el cuerpo sin introducir sustancia alguna. Al no emplear ningún agente químico, se considera que este estímulo mecánico constituye un agente físico que permite clasificar la técnica como fisioterapia invasiva.

El objetivo de la punción seca es “desactivar” los síntomas que el punto gatillo miofascial (acortamiento del tejido muscular, conocido como contractura máxima) está generando a ese nivel o a distancia (dolor referido), para conseguir así, la relajación refleja de dicho músculo. Es una técnica levemente dolorosa en el momento y puede persistir dolor post-punción durante unas horas. El tratamiento en el momento no suele durar más de unos 5 minutos aproximadamente.

Después se puede realizar un tratamiento post-punción para disminuir la sensación producida por el pinchazo que incluye masaje de la zona y estiramientos suaves de la musculatura implicada.

En una contractura o punto gatillo, el músculo no está recibiendo los nutrientes necesarios para su correcto funcionamiento y es por eso que aparece el dolor. Tras aplicar la técnica de punción seca, el sistema nervioso central comienza un proceso de regeneración de este músculo dañado de forma que llegan más nutrientes, y si la punción ha sido acertada, el músculo se relaja en su totalidad y desaparecen síntomas como el dolor local y el dolor referido.

Los procedimientos invasivos en el ámbito de la práctica de la terapia física en todo momento deben realizarse por personal adecuado y certificado. Entre ellos se encuentra el fisioterapeuta el cual tiene la capacitación adecuada para realizar este tipo de tratamiento, llevando en muchos casos a solucionar problemas crónicos para los que no se encontraba solución.

El mejor resultado terapéutico comporta una disminución inmediata del dolor de más del 20%, seguida de otra paulatina mejoría en los días siguientes al tratamiento.

En ocasiones los efectos de la punción seca son inmediatos y espectaculares, pero en la mayoría de las ocasiones se necesita tiempo y varios días tratamientos para conseguir los resultados adecuados.

Si en dos o tres tratamientos la respuesta obtenida no es del todo satisfactoria debemos volver a examinar al paciente y a seleccionar otra área a tratar. Si continuamos sin mejoría paralizaríamos el tratamiento.

La punción seca sería, por tanto, una opción a barajar para tratar cualquier síntoma de dolor local o referido que creamos que tiene relación con la existencia de un punto gatillo.

¡Desde Fisiozentro os animamos a que probéis esta técnica innovadora y exitosa!

Un saludo,

el equipo de Fisiozentro.

www.cuidatucuerpo.es

One thought on “Punción Seca

  1. Mi fisioterapeuta me ha puesto las agujas de puncion seca dos veces, para una contractura de hombro
    que no se me curaba, con antiinflamatorios ni con nada y el resultado muy satisfatorio estoy practicamente sin dolor, ENHORABUENA POR EL TRATAMIENTO, MUCHAS GRACIAS.

Add Comment